SEXO ORAL

Spread the love

El sexo oral puede marcar la diferencia entre un orgasmo de ensueño y una experiencia común y corriente en la cama. De hecho, la mayoría de las mujeres requieren una variedad de estimulación, incluyendo la oral, para poder llegar al orgasmo.

 

Si el hombre de tu vida ya es experto en lo básico – tomarse su tiempo, variar la presión y el ritmo, y resistir las ganas de ir directamente a tus partes íntimas sin un poco de juego previo – entonces pueden añadir estas cinco técnicas a su repertorio erótico.

 

1. Haz que toque todos tus puntos eróticos
Hazlo comenzar por tus manos y rodillas para luego deslizarse bajo tu cuerpo como mecánico de autos. Así podrá calentarte teniendo acceso a donde quieras que ponga sus manos o su lengua.

 

Los besos, la estimulación en los pechos y los pezones y las caricias entre los muslos son parte de la aventura. Espera a que tu pareja esté súper caliente y rogándote por ir entre sus piernas en vez de llegar ahí directamente y matar los ánimos.

 

Él debe ver las reacciones de tu cuerpo conforme el juego previo sube de nivel. Puede ser cuestión de minutos antes de que te encuentres implorando por más y más.

 

2. Siéntate en un lugar alto

 

¿Se encuentran solos en la piscina? Siéntate en el borde con tus piernas sobre sus hombros mientras él está en el agua. (Prueba el Jacuzzi Lounge de Desire).

 

Si no tienes una piscina cerca, esto también funciona en el borde de un counter, una mesa o de la lavadora (enciéndela para divertirte mucho más).

 

No importa dónde decidas hacerlo, ambos tienen que aprovechar el momento. Esta posición le permite usar sus labios, lengua, succión y manos al máximo. Además, tendrás una vista completa de él entre tus piernas así que podrás guiarlo con los movimientos de tu cuerpo mientras va subiendo tu temperatura.

 

3. Hazlo deletrear tu palabra favorita
Pídele que se recueste sobre una cama u otra superficie cómoda. Luego haz un squat para sentarte sobre su cara mientras te da estimulación oral.

 

Ahora estás en una posición para concentrarte únicamente en el placer que te da. Si quieres divertirte un poco, sugiérele que suba su técnica de nivel trazando letras con su lengua.

 

En vez de ir desde la A a la Z, que puede hacer difícil elegir entre tus movimientos de lengua favoritos, prueben unas cuantas palabras repetidamente o busquen una palabra favorita. También puede usar sus labios para un poco de succión sensual en tus labios o hasta en tu clítoris. Esto le dará un descanso a su lengua y quijada y puede hacer que llegue más sangre al área, ayudando a que todo se ponga más caliente.

 

4. Duplica el tiempo que pasa entre tus piernas
Cuando estén cara a cara en la cama, pídele que se deslice hacia abajo hasta que se encuentre entre tus piernas y pueda descansar su cabeza sobre el interior de tu muslo. En esta posición estará cómodo para estimularte con toda el tiempo y la atención que deseas.
Aunque algunas mujeres prefieran menos tiempo de sexo oral, la gran mayoría quieren más. Así que si estás utilizándolo como juego previo, considera multiplicar tu tiempo por seis o siete.

 

5. Ve porno

 

Las mujeres pueden excitarse viendo porno tan rápido tanto como los hombres. (Supuestamente, el número mágico son 12 minutos para que una mujer se excite).

 

Así que en vez de tener únicamente sexo oral, colócate en una posición donde puedas ver y disfrutar del porno mientras él está entre tus piernas.

 

No solo te estimulará su acción, sino que ver imágenes eróticas revolucionará los motores de ambos. Si te gusta, puedes sugerir la posibilidad de reciprocar y darle a él algo que ver la próxima vez que le des placer.