Cuando piensan en sexo y en los sentidos, ¿qué es lo que viene a sus mentes? Probablemente lo primero sería el tacto, ¿verdad? Sin embargo, el tacto es solo uno de los cinco sentidos. Imaginen las experiencias